Inicio alicante PP y Vox rechazan la propuesta de establecer una comisión en el...

PP y Vox rechazan la propuesta de establecer una comisión en el Pleno para la redacción de la ordenanza de la Zona de Bajas Emisiones

ALICANTE, 30 (EUROPA PRESS)

El PP y Vox en el Ayuntamiento de Alicante han rechazado en el pleno la moción propuesta por los tres grupos de izquierdas –PSPV-PSOE, Compromís y Esquerra Unida-Podem– para crear una comisión para elaborar la ordenanza de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) en la que participen todos los grupos de la corporación.

De esta forma, la moción no ha salido adelante en la sesión plenaria ordinaria del mes de enero, que se ha celebrado este martes –habitualmente tiene lugar el último jueves de cada mes, pero en esta ocasión coincidía con la Feria Internacional de Turismo (Fitur)–.

Los tres grupos de izquierdas han propuesto una moción conjunta para acordar la creación de una comisión no permanente o específica del Pleno para la elaboración de una propuesta de Ordenanza de la Zona de Bajas Emisiones de Alicante.

El concejal socialista Raúl Ruiz ha reclamado al alcalde, Luis Barcala, que permita a la oposición que quiten “los grilletes que le ha puesto el negacionismo de la ultraderecha” y ha pedido que se apliquen restricciones en la ZBE, que considera que es “lo que tocaría con un gobierno local sensato”.

Leer más:  Un trayecto cultural y medioambiental sigue el rastro de Miguel Hernández desde Orihuela hasta Alicante

El socialista ha sostenido que la ZBE es “una oportunidad para revitalizar las zonas céntricas de las ciudades y la calidad del aire”. “No se trata de garantizar la libertad de ir en coche a donde uno quiera; se trata de salud, de mejorar la eficiencia del transporte público y del privado y se trata de combatir el cambio climático en la zona más vulnerable de Europa y con más dependencia económica de su clima”, ha recalcado.

En este sentido, ha apuntado que, según las estimaciones de la Comisión Europea, en escenarios de subida de temperaturas de 3 y 4 grados se espera una caída en la demanda turística de ciudades como Alicante en temporada alta de “entre el 10 y el 15 por ciento, una reducción de ingresos turísticos que acabaría drásticamente con el 0,7 por ciento del PIB”, ha alertado.

Por su parte, el portavoz de Compromís, Rafa Mas, ha acusado a Barcala de “esconder” la ZBE y ha señalado que en seis meses el consistorio deberá impulsar la ordenanza e instalar un sistema de control, con redes de sensores y un sistema inteligente de reconocimiento de matrículas.

Leer más:  Sucesos.- Detenido por robar y amenazar con un cuchillo a personas de avanzada edad en Elche

“Más allá de las multas, esto es una oportunidad. Saque pecho, diga que es un buen trabajo, que la inversión va a transformar la ciudad y a mejorar movilidad”, ha subrayado, al tiempo que ha añadido que “el peatón tiene que gobernar y el coche debe obedecer”.

Asimismo, ha pedido al equipo de gobierno que convoque “de forma urgente” la mesa transporte y la de movilidad para “mejorar el transporte sostenible, adaptado, seguro y mejorar el servicio”. “No sea tan irresponsable de esconder la mayor oportunidad que tiene esta ciudad para transformarse a nivel urbano y social”, ha expresado.

En la misma línea, el portavoz de EU-Podem, Manolo Copé, ha afirmado no entender el “retraso injustificado y el retroceso en la lucha contra el cambio climático”, cuando la ZBE debería “promover la movilidad sostenible y mejorar la calidad del aire”.

En este sentido, ha acusado al PP de “ceder al chantaje” de Vox para aprobar los presupuestos y ha tachado su “compromiso” por el medioambiente de “estético”. Además, ha reclamado medidas como la construcción de parkings disuasorios y mejorar las frecuencias del transporte público.

Leer más:  El Speis instala 300 detectores de humo en residencias de ancianos con el objetivo de fomentar la prevención de incendios

“ALICANTE NO TIENE UN PROBLEMA DE CONTAMINACIÓN”

Por su parte, la portavoz de Vox, Carmen Robledillo, ha calificado de “surrealista” que los tres grupos hayan solicitado una comisión para la propuesta de la ordenanza cuando, a su juicio, es competencia de la junta de gobierno local, a la que posteriormente el resto de grupos podrán presentar enmiendas.

Por parte del equipo de gobierno, el vicealcalde Manuel Villar ha defendido que su grupo no ha cambiado de opinión porque dijeron “que no iba a hacer sanciones”. “Alicante no tiene ni de lejos un problema de contaminación. Pero estamos implementando una red de cámaras que nos permitirá actuar si fuese ello necesario”, ha afirmado.

Asimismo, ha añadido que en la ciudad ya hay zonas restringidas al tráfico y ha defendido medidas como la ampliación de aceras, o la adquisición de autobuses eléctricos que a su juicio “cumplen con la finalidad de la zona de bajas emisiones”.

Finalmente, en el turno de votación, la moción ha sido rechazada con los 18 votos en contra de PP y Vox, y los 11 a favor de PSPV, Compromís y EU-Podem.


- Te recomendamos -
Artículo anteriorSe amplía a enero de 2025 el descuento del 50% del bus y a junio la gratuidad del joven
Artículo siguienteAlicante nombra como Hijo Predilecto al músico y compositor Rafael Rodríguez Albert